jueves, 20 de noviembre de 2008

Que nunca te pase

Que nunca te pase que te subas una mañana al colectivo con todas las ganas de dormir los 50 minutos que separan tu casa con tu de tu trabajo y al lado tuyo se sienta un gordo que ocupa todo su asiento y la mitad del suyo y convierte el viaje en el peor de tu vida.
.

6 comentarios:

Cecilia Fernandez dijo...

Siempre me pasa!!! yo soy flaquita y se me sientan gordo/asss y me aplastan las camperas y la tira de la mochila...
Detestable. Saludoss=)

PauLy dijo...

Agradece que no se te quedo dormido con la cabeza en tu hombro... pocas cosas más incómodas me han pasado!

laantiprofesora dijo...

o una de esas viejas que vienen de hacer las compras y tienen 5000 bolsas encima

Gioconda dijo...

O una persona con mal olor. Nunca se me sentó al lado alguien que me aplastara pero sí gente con mal olor, y te digo que prefiero al gordo jajaja
Saludos

Mery Swanson dijo...

terribleeeeeeeeee jajaj... tratas de no rozarlo durante todo el camino, pero por la forma del asiento te vas inclinando sin poder hacer nada al respecto... pobre gordo, debe ser re feo no entrar en el asiento y pobres nosotros que nos toca sentarnos ahi jajaj

Horacio dijo...

uh, justo lo que escribí la otra vez, lo de la sierra eléctrica

le hubieras escupido un ojo al gordo invasor hijo de puta